La prevención, el arma más eficaz contra la transmisión

La infección por VIH hoy < La prevención, el arma más eficaz contra la transmisión

La infección por VIH sigue siendo una enfermedad en la que la prevención es el mejor método del que disponemos para frenar la epidemia.
VIH la prevención, el arma más eficaz contra la transmisión

Cerca de 4.000 personas son diagnosticadas de infección por VIH cada año en España

[1]
, lo que invita a pensar en la necesidad de frenar la transmisión del virus.

La prevención sexual, el tratamiento y, en definitiva, evitar los factores de riesgo, continúan siendo los principales métodos para conseguir reducir esta cifra.

Utilización de preservativos

Se recomienda el uso correcto de preservativos durante la penetración anal o vaginal,

[2]
ya sean preservativos insertivos (que se colocan en el pene) o receptivos (son internos y pueden insertarse hasta 8 horas antes de la relación sexual; a diferencia del preservativo externo, no es necesario retirarlo inmediatamente después de la eyaculación).

Esto no solo puede prevenir el riesgo de transmisión del VIH, sino también el de otras enfermedades de transmisión sexual.

Para evitar heridas ocasionadas por la fricción o la rotura del preservativo insertivo, es recomendable el uso de lubricantes de base acuosa, sobre todo en el caso de la penetración anal.

[3]

No se deben utilizar lubricantes grasos, ya que pueden contribuir al deterioro o rotura del preservativo.

[3]

Circuncisión médica masculina voluntaria
[4]

La parte interior del prepucio del pene es susceptible de sufrir heridas y abrasiones, lo cual puede favorecer la entrada del VIH en el organismo. Por eso, se ha demostrado que la circuncisión reduce hasta en un 60% el riesgo de que los hombres resulten infectados por el VIH.

La Organización Mundial de la Salud recomienda esta intervención en varones sobre todo de países con bajos recursos y sin acceso al tratamiento, aunque es importante que se integre junto a otras medidas de prevención, puesto que la circuncisión solo proporciona una protección parcial.

Profilaxis preexposición (PrEP)
[5]

La profilaxis preesposición (PrEP) consiste en tomar un medicamento antirretroviral al día para prevenir la infección por VIH.

La PrEP puede ayudar a disminuir la probabilidad de infección antes de su exposición al virus, en personas con alto riesgo de contraer el VIH.

No obstante, este fármaco no elimina completamente el riesgo de transmisión, ni previene la de otras enfermedades de transmisión sexual. Por lo tanto, para evitar otras ETS, se recomienda utilizar preservativo y llevar un seguimiento médico del tratamiento.

Profilaxis post-exposición (PPE)
[6]

La profilaxis post-exposición se considera un método preventivo secundario cuando la prevención primaria ha fallado. Por ejemplo, debido a accidentes en el entorno sanitario o a cualquier tipo de exposición al virus.

Consiste en tomar tratamiento antirretroviral durante 4 semanas tras una posible exposición al VIH para evitar adquirir la infección.

Idealmente, se aconseja iniciar la PPE dentro de las primeras 6 horas después de la exposición al virus, o no dejar pasar más de 48-72 horas.

Este tratamiento se recomienda a personas que tengan exposiciones de riesgo de forma esporádica y excepcional. No es aconsejable para personas con exposiciones repetidas.

Ambos métodos, PrEP y PPE, son medicamentos hospitalarios, es decir, no se puede disponer de ellos en las oficinas de farmacia extrahospitalarias.

Usuarios de drogas inyectables
[7]

En el caso de los usuarios de drogas inyectables, es fundamental que se utilicen siempre agujas o jeringas de nuevo uso o que hayan sido debidamente esterilizadas antes de utilizarlas otra vez.

Otra alternativa puede ser optar por medidas de prevención como la terapia de sustitución de opiáceos.

Adherencia al tratamiento
[2]

Si una persona con VIH recibe tratamiento antirretroviral (TAR) y este ha logrado reducir a niveles muy bajos la presencia del virus en su sangre, es prácticamente imposible que pueda transmitir el virus.

Por tanto, se recomienda que el TAR sea prescrito de manera temprana a todas las personas con VIH, con el fin de mejorar su calidad de vida y reducir las probabilidades de transmisión del virus.

Prevención combinada
[8]

ONUSIDA define la prevención combinada como un conjunto de programas comunitarios que aúnan:

  • Intervenciones biomédicas: preservativos, lubricantes, antirretrovirales, PrEP y PEP, circuncisión masculina voluntaria…
  • Programas comportamentales: asesoramiento sobre reducción de riesgos, educación sexual integral, programas de educación entre pares…
  • Programas estructurales: descriminalización de la transmisión y de grupos de problación clave, leyes para proteger derechos, abordaje de género y contra la violencia de género…

Estas intervenciones están diseñadas para prevenir la infección por VIH en comunidades específicas.

Estos programas han de adaptarse a las necesidades nacionales y locales en función de los datos epidemiológicos de cada comunidad, y los recursos que se empleen deberán ser aprovechados donde más se necesiten.

Es importante tratar de conseguir que tanto las propias comunidades afectadas como el Gobierno pertinente y el sector privado se impliquen con los programas, con el fin de maximizar el impacto y conseguir una mayor participación. [8]

Referencias

Juan Manuel García-González y Rafael Grande, “Contribuciones del cambio en mortalidad por sida a la esperanza de vida en España”, Salud Pública de México 62, n.º 2 (2020): 211-214. (Último acceso: enero de 2022).
Organización Mundial de la Salud, “VIH/sida”, OMS, 30 de noviembre de 2020. (Último acceso: enero de 2022).
Servicio Madrileño de Salud, Entre hombres, entre mujeres, hablando se sexo seguro (2013). (Último acceso: enero de 2022).
Olivia Pérez Tauriaux et al, “Circuncisión masculina para la disminución del riesgo de infección por virus de inmunodeficiencia humana e infecciones de transmisión sexual” Medisan 17, n.º 9 (2013): 5050-5061. (Último acceso: enero de 2022).
Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad. ¿Qué es la Profilaxis Preexposición frente al VIH?. (Último acceso: enero de 2022).
GESIDA, Ministerio de Sanidad y Consumo y CEESCAT, Guía de actuación para la profilaxis post-exposición no ocupacional al VIH, coordinado por Jesús Almeda Ortega y Jordi Casabona i Barbarà. (Último acceso: enero de 2022).
ONUSIDA, “Preguntas frecuentes con relación al VIH y el sida”. (Último acceso: enero de 2022).
Organización Panamericana de la Salud, “Prevención combinada de la infección por el VIH”, OPS. (Último acceso: enero de 2022).
Logo